Trump podría retirarse del pacto nuclear con Irán esta tarde

El presidente de los Estados Unidos, que comparecerá este martes para anunciar su decisión, daría así al traste con el mayor logro internacional de la Administración Obama

El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, podría dejar este martes el acuerdo nuclear con Irán, una decisión que podría causar un periodo de vivas tensiones con sus aliados europeos e incertidumbres respecto a las ambiciones atómicas de Teherán. Quince meses después de su llegada al poder, el mandatario parece dispuesto a dar la espalda a gran parte de la comunidad internacional poniendo en duda ese texto, concluido en 2015 después de 21 meses de negocaciones acaloradas.

Salvo giro inesperado de los acontecimientos, el presidente de los Estados Unidos, que no ha cesado de denunciar el «horrible» acuerdo concluido por Barack Obama, debería restablecer, al menos parcialmente, las sanciones levantadas a Irán cuando el país se comprometió a no tener armas nucleares. El mandatario hablará a las 14.00h. (18.00h. GTM) desde la «Diplomatic Room», en la Casa Blanca.

Su alocución será seguida con atención en Oriente Próximo, donde muchos temen una escalada de tensión con Irán, pero también desde el otro lado del planeta, en Corea del Norte, ahora que se aproxima la cumbre entre Donald Trump y Kim Jong-un sobre la desnuclearización en la península asiática.

«Me parece bastante evidente» que va a restablecer las sanciones, dijo el lunes por la tarde en Washington un diplomático europeo, pesimista sobre el futuro del acuerdo firmado por Teherán y las grandes potencias (Estados Unidos, China, Rusia, Francia, Reino Unido y Alemania). Todos los demás firmantes han defendido hasta el final este compromiso que juzgan «histórico», subrayando que la Agencia Internacional de la Energía Atómica (AIEA) ha confirmado de forma regular el respeto de Teherán con los términos del texto, que garantiza el carácter no militar de su programa militar. «Estamos determinados a salvar este acuerdo porque nos salva de la proliferación nuclear», señaló el lunes el jefe de la diplomacia francesa, Jean-Yves Le Drian. Por su parte, su homólogo alemán, Heiko Maas, manifestó su temor sobre la situación.

http://www.abc.es